Buscar este blog

Cargando...

jueves, 23 de octubre de 2014

Mira la publicación reciente de Gustavo Hidalgo

Ve las novedades que tienen tus contactos de LinkedIn
 
¿Dónde están trabajando tus contactos?
Gustavo Hidalgo
Gustavo Hidalgo ha compartido un artículo
Gente que podrías conocer
nicolas aldana
nicolas aldana
Responsable de Selección en Adecco
  Conectar
miriam moncada
miriam moncada
--
  Conectar
Nuevos contactos
Gustavo Hidalgo
Gustavo Hidalgo tiene 6 contactos nuevos
carlos moreno rodriguez Andres Padua Humberto Ramos Fernando V. Hernández Origuen Alberto Ortiz Mº Virginia Altuve  
Ver todas las actualizaciones
© 2014 LinkedIn Ireland Limited. LinkedIn, el logotipo de LinkedIn e InMail son marcas registradas de LinkedIn Corporation en Estados Unidos y en otros países. Todos los derechos reservados.
Recibes mensajes de correo electrónico de Extracto de actualizaciones de la red. Date de baja.
Este mensaje de correo electrónico estaba dirigido a Gussymor.Gussymor Blogger (Jefe de Seguridad en Otaku News Network). Averigua por qué incluimos esto.
LinkedIn es un nombre comercial registrado de LinkedIn Ireland Limited.
Registrado en Irlanda como sociedad anónima, número de identificación 477441.
Oficina registradora: 70 Sir John Roberson's Quay, Dublin 2

MADISON BUMGARNER vs LOS “MEJORES RELEVISTAS DE LA HISTORIA”


Madison BumgarnerPor Andrés Pascual


¿De qué sirve un buen relevista cuando hereda una desventaja cuyo team no podrá remontarla? Ese es parte del problema del beisbol, si el abridor no puede contener durante por lo menos 6 ó 7 innings…

Desde que la clasificación de los comodines se hizo realidad en las Mayores, incluso con aquellos Marlins del 2003, que derrotaron a unos Yankees que presagiaban el presente de lamentos y frustraciones que los absorbe, por lo general la Serie Mundial no resulta todo lo atractivo-competitiva como jugaron ese tipo de novenas durante el calendario para ganar su participación.

El primer encuentro de este otoño, celebrado en Kansas City, fue una muestra del desnivel de juego por el marcador desproporcionado de 7-1 por San Francisco que, nadie lo dude, atenta todavía más contra la teleaudiencia.

Resulta que en el juego de pelota, para que un club rápido pueda correr el cuadro, deben embasarse sus bateadores, para exhibir su velocidad desde home a primera, necesitan enfrente un pitcher cuyos lanzamientos sean fáciles de conectar por el suelo. Todo lo que no fue Madison Bumgarner, pitcher estilo antiguo cuya escopeta no hace sonar la mascota con disparos de 100 m/h que, se sabe, no hacen estrellas a los serpentineros si carecen de control, de inteligencia, de coraje y de otros lanzamientos efectivos en curvas y cambios.

En 1959, el Chicago Medias Blancas llegó a la Serie Mundial con la auréola de haber brindado cátedra sobre cómo se jugaba al beisbol, hacía 2 años que intimidaban al cuadro y a los jardineros contrarios en la Americana; porque, cualquier parpadeo lo convertían en una base más, en un robo, o en un quieto en primera, verdad que al Clásico llegaron sin su 1era pieza de importancia a la ofensiva, porque Al López nunca escondió su desagrado por Miñoso y le sugirió su traslado a la gerencia, pero, en el cambio con Cleveland, adquirieron a un HOF que, ese año, ganó más de 20 y el CY Young: Early Wynn; además, Aparicio, Fox y Landis parecían con suficiente gasolina como para hacer favorito al club del Joven Circuito.

En la Serie Mundial se desinflaron, no pudieron correr contra John Roseboro ni llegar primero que el disparo de Gilliam, de Maury Wills o de Charles Neal, tampoco alcanzar otra base porque el Duke estuviera avejentado, para apoyarlo estaba Tommy Davis; el pitcheo los maniató y la produción por el cuadro fue exigua ante los envíos de Drysdale, Podres, Craig, McDevitt o Koufax, más Larry Sherry trabajando de forma imponente.

Ganaron los Esquivadores en un estadio de football preparado para el evento, de tal forma malo, que pudiera decirse que fue un desastre: 250 pies por el jardín izquierdo y una malla para encubrir con la altura el regalo que suponía para bateadores de poder derechos como Hodges, Lollar o Al Smith.

Los Dodgers corrieron más porque se embasaron más y la receptoría de los perdedores se vio impotente ante el veloz ataque "guerrillero" de Maury Wills, Gilliam, Neal, Davis o el propio Roseboro.

Esta Serie 2014 rememora aquella de hace 55 años, cuando un club que asistió al Clásico con etiqueta de campeón se destiñó de tal forma que lucieron casi ridículos por la forma como los maniataron.

Aunque no existía la difusión de hoy y en el Oeste solo estaban los Dodgers y los Gigantes, porque no se saturaba al público con 32 equipos, partidos interligas y tantas seriecitas de postemporada como juegos tiene el calendario regular, aquella Serie Mundial tampoco fue exitosa por una razón: NO ESTUVIERON LOS MULOS, la única medicina con poder "curador" para todos los usuarios, a quienes les perdonaban cualquier cosa, desde venderle a Vic Power a los A's, hasta prescindir de los servicios de Bob Cerv en medio de una campaña que concluyó exitosamente en Kansas City en cantidad de jonrones conectados.

Por el momento, ojalá se arregle, tal vez Gigantes y Reales no resulten en el terreno los ejecutores del buen beisbol como jugaron durante la temporada; hasta ahora, lo mejor ha sido Bumgarner, que no es relevista, sino abridor, y dio una clase maestra de cómo se domina a un club pobre en el bateo, que corre mucho, pero que no lo pudo demostrar porque apenas llegaron a primera sus bateadores.

Por lo que se vio en el primero, sin compromiso, los de San Francisco pudieran terminar rápido, sin dejarle un juego de ganancia a los peloteros después que separen para causas humanitarias lo recaudado en los primeros 4.

Se está jugando el segundo, vamos a rezar porque la serie se nivele en calidad de juego y no concluya tan desniveladamente que haga exclamar al fanático: ESTO NI ES PELOTA, NI ES SERIE MUNDIAL, NI SON LAS GRANDES LIGAS NI NADIE SABE QUÉ SON REALMENTE…

K.C. supo responder en casa para empatar la serie


 
 



KANSAS CITY -- Cuando los Gigantes le quitaron el invicto de esta postemporada a los Reales el martes en el Juego 1 de la Serie Mundial, los seguidores de Kansas City se preocuparon por cómo respondería el equipo luego de perder su primer partido desde el 27 de septiembre.

El miércoles, la respuesta fue contundente. Los Reales le ganaron de manera convincente a San Francisco por 7-2 para igualar las hostilidades a una victoria por bando, con la serie trasladándose a San Francisco para los Juegos 3, 4 y 5.

"Se lo dije a todos", proclamó el torpedero venezolano de Kansas City, Alcides Escobar, quien se fue de 4-2 con una empujada el miércoles y había pronosticado una buena reacción de su equipo para el segundo choque.

Cinco de las siete carreras de los Reales en el Juego 2 fueron producto de batazos de bateadores venezolanos-dos cada uno de Salvador Pérez y Omar Infante, más el de Escobar. En los dos encuentros de la serie, seis de las ocho anotaciones de Kansas City han sido productos de batazos venezolanos.

"Cada día me siento más orgulloso de mi país y de todos los venezolanos que estamos acá, no solamente de nosotros tres, sino también del equipo entero", comentó Escobar. "Hemos luchado desde el Spring Training para estar aquí en la Serie Mundial".

La culminación del ataque ofensivo de los Reales fue un cuadrangular de Infante, que fue parte de una reacción de cinco anotaciones del equipo en el sexto episodio. El batazo frente al relevistaHunter Strickland fue el primer vuelacercas de su extensa experiencia en postemporada. De hecho, el infielder llevaba 144 turnos al bate en playoffs/Serie Mundial sin irse para la calle antes de su tablazo del miércoles.

"Ese jonrón significa mucho para mí", dijo Infante, quien se convirtió en el séptimo jugador venezolano en la historia de Grandes Ligas en conectar un cuadrangular en un Clásico de Otoño. "No he venido bateando muy bien en la post-season, pero estoy tratando de dar lo mejor de mí en la Serie Mundial. Hoy, gracias a Dios, me dio resultados.

"Para nosotros fue muy importante. Empatamos la serie con San Francisco".

En el pitcheo, el novato dominicano Yordano Ventura puso de su parte para mantener en juego a los Reales. Después de permitirle cuadrangular a Grégor Blanco para abrir el partido-Blanco, por cierto, se convirtió en el sexto venezolano en dar HR en un juego de Serie Mundial, antes del bambinazo de Infante-Ventura se repuso para conceder una sola vuelta más en su presentación de 5.1 entradas.

"Uno siempre tiene un propósito", dijo Ventura. "Toda la temporada estuve trabajando con el propósito de ayudar al equipo a ganar".

En cuanto a su mentalidad después del cuadrangular de Blanco, el diestro insiste en que dicho batazo no cambió su plan de juego. Los resultados así lo demuestran.

"Es el primer bateador del juego. No puedo ponerme a tirarle una curva tras otra. Le tiré mi recta", afirmó Ventura al hablar del turno de Blanco en la primera entrada. "Después de que dio el jonrón, yo lo que quería hacer era seguir tirando strikes en el juego.

"Si tú vas a tirar strikes, algo va a pasar en el juego. Eso es lo que yo hago, tiro strikes".

Efectivamente, Ventura tiró suficientes strikes para entregarle el partido al excelente bullpen de los Reales con el juego aún en la línea. De ahí se encargaron los bates y el relevo del "trío terrible" de Herrera, Wade Davis y Greg Holland para frenar la ofensiva de los Gigantes para los últimos 3.2 innings.

Herrera se adjudicó la victoria. Al dominicano se le escapó el significado histórico de su triunfo, el primero para un pitcher de los Reales en el Clásico de Otoño desde que Bret Saberhagen ganó el Juego 7 de la Serie Mundial de 1985.

"Me siento súper contento", dijo el lanzallamas. "Teníamos 29 años que no ganábamos un juego de Serie Mundial y fui el primero que lo gané hoy. Me siento súper emocionado. Hoy vinimos con la energía y la confianza de que vamos a ganar la corona este año".

Ahora sí, dichas aspiraciones se ven mucho más posibles ahora que Kansas City empató la serie y evitó caer abajo 0-2 rumbo al Área de la Bahía en California.

"Ahora vamos a una nueva serie en San Francisco", dijo Infante.


David Venn / LasMayores.com 

La ofensiva de Reales empata la Serie Mundial


 
 




KANSAS CITY, Missouri -- Los Reales de Kansas City supieron tener amnesia para responder a su primera derrota en la postemporada de 2014 y propulsados por sus bates venezolanos y la recta humeante de un relevista dominicano emparejaron la Serie Mundial contra los Gigantes de San Francisco.

Los venezolanos Salvador PérezOmar Infante y Alcides Escobar se encargaron de producir cinco carreras para que Kansas City derrotase el miércoles 7-2 a los Gigantes, asegurando que el Clásico de Otoño se traslade a San Francisco igualada 1-1.

Pérez e Infante fueron claves para liquidar en el sexto capítulo, el primero con un doble que remolcó dos carreras y el segundo con un jonrón que produjo un par más.

Mientras el brillante bullpen de los Gigantes naufragó en el sexto, el dominicano Kelvin Herrera comandó al monstruo de tres cabezas de los Reales al neutralizar a San Francisco en un enfrentamiento que se puso picante cuando Pérez y el relevista Hunter Strickland se encararon.

Tras un día de descanso, la Serie se reanudará el viernes en el AT&T Park de San Francisco para los siguientes tres partidos. Jeremy Guthrie abrirá por los Reales contra Tim Hudson.

"Podemos subirnos al avión más tranquilos", dijo Pérez. "Nadie quería irse 2-0 abajo".

En el primer juego, los bateadores de los Reales no fueron oportunos en los pocos pasajes que pudieron amenazar y cayeron mansamente 7-1 ante Madison Bumgarner. Pero la historia fue distinta en el segundo duelo, al descargar una ofensiva de 10 hits.

Fue una respuesta enfática a la interrogante sobre si un equipo en el que la inmensa mayoría de sus integrantes no tiene experiencia en la Serie Mundial sabría reaccionar tras sufrir su primer tropiezo en nueve juegos de postemporada.

Pero los Reales tienen personalidad y, de hecho, la reacción se puso en marcha tras la culminación del primer duelo, cuando Pérez llevó la voz cantante al arengar a sus compañeros y advertir que el día siguiente sería distinto.

Y así lo fue ante el delirio de sus fanáticos en el estadio Kauffman, reponiéndose al impacto del jonrón del venezolano Gregor Blanco ante el novato dominicano Yordano Ventura para abrir el segundo juego.

La réplica de los Reales se produjo en el segundo acto mediante un doblete remolcador de Escobar y un sencillo productor de Billy Butler para irse arriba 2-1, su primera ventaja en la serie.

Pero un doble de Brandon Belt remolcó a Pablo Sandoval con la anotación que puso el 2-2 en el cuarto episodio.

Luego de retirar a 10 bateadores en forma consecutiva, Peavy recibió un sencillo deLorenzo Cain y concedió un boleto a Eric Hosmer en el sexto.

El piloto de los Gigantes Bruce Bochy empezó un carrusel de relevistas en un infructuoso intento de sofocar la sublevación.

Jean Machí fue el primero en subir al montículo, pero Butler saludó al venezolano con un sencillo al izquierdo y Cain anotó desde segundo tras el débil tiro del jardinero Travis Ishikawa.

Luego que el zurdo puertorriqueño Javier López dominó a Alex Gordon con un elevado al izquierdo, Bochy apeló al novato Strickland para enfrentar a Pérez. Strickland puede soltar rectas que acarician las 100 millas por hora, pero todavía no refina su comando y un lanzamiento descontrolado permitió que los corredores se colocasen en segunda y tercera.

Mesa servida para que el doble de Pérez por el central-izquierdo remolcara a Hosmer y Terrence Gore, para el 5-2.

Acto seguido, Infante pescó una recta de 98 mph y depositó la bola en las gradas del izquierdo, el quinto jonrón que permite Strickland ante 23 bateadores en esta postemporada.

Mientras Infante recorría las bases, Strickland y Pérez se gritaron mutuamente.

"A lo mejor estaba frustrado y enojado", señaló Pérez. "No le gustó que le bateara el doble y se me quedó mirando en la segundo base. Después, Omar pegó su palo y él se me queda mirando en el plato, que me fuera de ahí. Ahí fue que le dije: 'no me puedes tratar de esa manera. Métete con Omar, él te dio el jonrón'. Por eso pasó lo que pasó".

Las casetas se vaciaron, pero nadie se entró a golpes y Strickland fue relevado por Jeremy Affeldt.

San Francisco empató un récord de la Serie Mundial con sus cinco lanzadores empleados en el sexto.

Por tercera apertura seguida en la postemporada, Ventura se fue sin decisión en la postemporada. El derecho de 23 años, primer abridor dominicano en un Clásico de Otoño desde Pedro Martínez con los Filis en 2009, toleró dos carreras y ocho hits en cinco innings y un tercio.

De todas formas, el crédito de la victoria acabó en manos dominicanas, las del derecho Herrera, uno de los tres relevistas de los Reales que tiran 100 mph.

Herrera salió bien librado de un aprieto con dos en circulación y un out en el sexto. Ocho de los nueve lanzamientos que empleó en ese inning alcanzaron o rebasaron las 100 mph. También sorteó un apuro en el séptimo al conceder un par de boletos.

Wade Davis tiró un octavo perfecto. Pese a la amplia ventaja, el cerrador Greg Holland se encargó del noveno. Tras permitir un sencillo con dos outs a Brandon Crawford, Holland ponchó a Blanco para poner fin al juego.

"No quisimos tomar ningún tipo de riesgo", señaló el mánager de los Reales Ned Yost.

La derrota puso fin a la racha de siete victorias seguidas de los Gigantes en Series Mundiales, que se remontaba al cuarto juego de la edición de 2010.

"Nos vamos empatados, pero nos pusimos codiciosos", indicó el mánager de los Gigantes Bruce Bochy. "Sabemos que será una serie muy apretada".

Sandoval abrió el cuarto de los Gigantes con un doble al central y luego anotó con el doble de Belt. El hit del venezolano Sandoval estiró a 25 su racha de juegos consecutivos embasándose en postemporada, la tercera más larga en la historia.

Al principio, el jonrón de Blanco dio la impresión que los Gigantes viajarían de vuelta a casa con una amplia ventaja. Con su batazo por el derecho, Blanco se convirtió en el décimo jugador que abre un juego de la Serie Mundial con un jonrón.

Por los Gigantes, los venezolanos Gregor Blanco de 4-1 con una anotada y una producida, Sandoval de 4-1 con una anotada.

Por los Reales, los venezolanos Alcides Escobar de 4-2 con una impulsada, Pérez de 4-1 con una anotada y dos empujadas, Infante de 3-2 con dos anotadas y dos producidas.

Copyright by STATS LLC and The Associated Press