Buscar este blog

Cargando...

viernes, 27 de mayo de 2016

How to recover your keywords ranks fast

Hello
Have you been hit by the google updates, have you been a victim
of bad SEO practices, like negative SEO?

Then we are here to help

We can perform a professional clean up service of all of your
backlinks, historical and recent links.

You will receive a full report, and if you allow us, we`ll also
submit the disavow file for you in Webmaster tools ourselves.

For full details please visit our product page:
http://www.mg-dot.cn/detail.php?id=32











Unsubscribe option is available on the footer of our website

Garry Maddox, el secretario de la Defensa / Estadisticas



Greg Luzinski , El Toro / Estadisticas



Urías se une a los que debutan antes de cumplir los 20 años

El mexicano Julio César Urías, quien fue programado para hacer su debut como ligamayorista por los Dodgers el viernes, es un prospecto de lujo en el pitcheo. Y aún no ha cumplido los 20 años de edad.
El zurdo, quien nació el 12 de agosto de 1996, se sube a un montículo de Grandes Ligas a sus 19 años y 289 días de edad para convertirse en el 59no abridor desde 1913 que hace su debut antes de su vigésimo cumpleaños.
A continuación, le damos un vistazo a algunos de los lanzadores a quienes Urías se une en ese sentido:
Félix Hernández, Marineros: 4 de agosto del 2005 (19 años, 118 días de edad)
Su debut: Antes de ser el Rey, el venezolano Hernández comenzó su carrera como ligamayorista con una derrota ante los Tigres - a pesar de que limitó a Detroit a tres hits y dos carreras (una limpia) en cinco episodios. ¿El primer bateador que ponchó en las mayores? El boricua Iván Rodríguez.
Resultados a largo plazo: Dos títulos de efectividad, seis temporadas consecutivas con 200 ponches o más, seis Juegos de Estrellas y el Premio Cy Young de la Liga Americana en el 2010. Se puede decir que Hernández ha compensado aquella primera derrota.
Dwight Gooden, Mets: 7 de abril de 1984 (19 años, 143 días)
Su debut: Gooden demostró su potencial de inmediato al limitar a los Astros a una carrera en cinco innings y ponchar a cinco bateadores en su primera apertura como ligamayorista.
Resultados a largo plazo: Gooden fue nombrado Novato del Año de la Liga Nacional en 1984, campaña en la que también fue seleccionado para el Juego de Estrellas y terminó en el segundo lugar en las votaciones para el Premio Cy Young. El año siguiente, Gooden se adjudicó el Premio Cy Young al registrar una de las campañas más dominantes de un pitcher en la historia reciente y en 1986 ayudó a los Mets a ganar la Serie Mundial, antes de que problemas fuera del terreno descarrillaran su carrera.
Bert Blyleven, Mellizos: 5 de junio de 1970 (19 años, 60 días)
Su debut:Blyleven brilló en su primer juego al ceder apenas una carrera y ponchar a siete bateadores en siete innings de labor para apuntarse la victoria.
Resultados a largo plazo: El triunfo de Blyleven en su debut fue la primera de sus 287 victorias en Grandes Ligas en 22 campañas. Blyleven fue exaltado al Salón de la Fama en el 2011.
Mike Morgan, Atléticos: 11 de junio de 1978 (18 años, 246 días)
Su debut: Morgan, quien debutó a sus 18 años de edad, tuvo una de las primeras salidas más raras del grupo. Lanzó un juego completo y permitió apenas tres carreras a pesar de que admitió 10 imparables, otorgó cinco boletos y no ponchó a bateador alguno. Perdió por marcador de 3-0.
Resultados a largo plazo: Morgan tuvo una carrera larga y sólida, ya que se retiró en el 2002 después de haber cosechado 141 victorias en 22 temporadas. En 1991, fue convocado al Juego de Estrellas.
David Clyde, Rangers: 27 de junio de 1973 (18 años, 66 días) 
Su debut: Clyde tuvo un debut sólido, ya que en cinco innings admitió apenas un imparable y dos carreras y ponchó a ocho bateadores (aunque otorgó siete boletos).
Resultados a largo plazo: Clyde, la primera selección del draft amateur de 1973, estaba supuesto a regresar a ligas menores poco después de su debut, pero los Rangers decidieron mantenerlo con el equipo grande. Al zurdo le fue mal, tuvo problemas con el brazo y lanzó en partes de cinco temporadas antes de que un intento fallido por volver lo obligaron a retirarse. La historia de Clyde suele usarse como argumento para no apresurar el desarrollo de pitchers jóvenes.
Vida Blue, Atléticos: 20 de julio de 1969 (19 años, 357 días) 
Su debut: El debut de Blue no fue igual de exitoso que el resto de su carrera, ya que toleró cinco anotaciones en 5.1 episodios en una derrota ante los Angelinos en el primer partido de una doble jornada.
Resultados a largo plazo: Blue ganó el Premio Cy Young y fue nombrado Jugador Más Valioso de la Liga Americana en el 1971, fue convocado a seis Juegos de Estrellas y se convirtió en el primer lanzador que abre un Clásico de Media Temporada por ambas ligas. En 18 temporadas en Grandes Ligas, se apuntó 209 victorias.
Denny McLain, Tigres: 21 de septiembre de 1963 (19 años, 176 días) 
Su debut: McLain dominó pese a su corta edad, ya que salió airoso en un juego completo ante los Medias Blancas en el que ponchó a ocho bateadores.
Resultados a largo plazo: McLain fue campeón de la Serie Mundial en 1968, campaña en la que se apuntó 31 victorias para ganar el Premio Cy Young de la Liga Americana y ser nombrado Jugador Más Valioso del Joven Circuito. En 10 temporadas como ligamayorista, fue seleccionado para el Juego de Estrellas tres veces.
Dave McNally, Orioles: 26 de septiembre de 1962 (19 años, 330 días) 
Su debut: McNally se convirtió en uno de tres adolescentes - junto con Lew Krausse Jr. en 1961 y George Dumon en 1915 - que lanza una blanqueada en su debut de Grandes Ligas.
Resultados a largo plazo: McNally ayudó a los Orioles a ganar la Serie Mundial en 1966 y 1970 y ganó 184 partidos en 14 temporadas, en las que fue convocado a tres Juegos de Estrellas.
Early Wynn, Senadores: 13 de septiembre de 1939 (19 años, 250 días) 
Su debut: Wynn lanzó un juego completo en su debut en la Gran Carpa, pero cargó con la derrota al permitir cuatro carreras y otorgar cinco boletos sin ponchar a un solo bateador.
Resultados a largo plazo: El debut de Wynn no fue indicio de lo que estaba por venir, ya que terminó ganando 300 juegos y, después de haber sido convocado a siete Juegos de Estrellas en 23 temporadas, fue inmortalizado en el Salón de la Fama.
Babe Ruth, Medias Rojas: 11 de julio de 1914 (19 años, 155 días)
Su debut: Al primer pitcher que hizo su debut antes de haber cumplido 20 años de edad se le recuerda como uno de los mejores jugadores de todos los tiempos. Ruth se apuntó el triunfo en su primera salida como ligamayorista luego de ceder tres carreras limpias en siete entradas.
Resultados a largo plazo: Ruth se convirtió en jardinero, Boston les vendió su contrato a los Yankees en 1920 y el resto es historia.

¿Qué le faltó Lee Smith y a sus émulos para llegar a Cooperstown?

¿Qué le faltó Lee Smith y a sus émulos para llegar a Cooperstown?

El Emergente
Ignacio Serrano

Una pregunta recurrente aparece en las conversaciones de los aficionados venezolanos por estos días. ¿Ganó Francisco Rodríguez un lugar en el Salón de la Fama, con sus 400 salvados?

Pongamos a un lado el balance propio del caraqueño y veamos qué ha pasado con los seis monticulistas que han conseguido al menos 400 rescates en las Grandes Ligas.

Ninguno tiene una placa en Cooperstown. Ninguno. Eso obliga a plantear otra interrogante:¿nada ha hecho hasta ahora el Kid, en términos de inmortalidad?

No necesariamente. Dos de los cinco miembros del club de los 400 van a ganar su placa en breve.

Nadie duda de la candidatura de Mariano Rivera, el líder de todos los tiempos, y Trevor Hoffman también debe entrar al pabellón, con sus 601 salvamentos. Uno no ha aparecido en las planillas. El segundo sacó 67 por ciento en su primera aparición.

Algunos relevistas con menos de 400 triunfos preservados sí entraron al pabellón, como Dennis Eckersley, Bruce Sutter, Rollie Fingers y Rich Gossage. Mostraron dominio excepcional en su tiempo. Pero estamos enfocados en quienes superaron las cuatro centenas, especialmente porque los tiempos modernos cambiaron el papel de los apagafuegos.

Sutter, Fingers y Gossage lanzaban más de un inning por salida, a menudo tres. El único serpentinero que ha entrado al Salón de la Fama a pesar de lanzar en la era en que los cerrojos trabajan sólo una entrada por noche es Eckersley. ¿Qué ha pasado con los demás?

Rivera y Hoffman van a romper la tendencia. Son reconocidos como los mejores cerrojos de su era, y el primero lo hizo a la vieja usanza, tirando a menudo más de un episodio por duelo.

John Franco, en cambio, no pudo entrar al templo de las leyendas; Lee Smith está por tirar la toalla y Billy Wagner apenas comienza su período de elegibilidad.

Franco salvó 424, pero apenas fue llevado a cuatro juegos de estrellas y únicamente dos veces recibió votos para el premio al Jugador Más Valioso. No fue un ponchador y no es uno de los bomberos más recordados de su tiempo. Fue muy consistente. Y durable: apareció en 21 temporadas. Se despidió con 2.89 de efectividad, 38 por ciento mejor que la media de su tiempo.

Casi nadie dará su nombre cuando alguien pregunte por el mejor cerrojo de su época, sin embargo. Y esa discreción explica en buena medida que no haya logrado el ticket a la inmortalidad: le faltó ser un verdadero número uno en su oficio, aunque de tanto jugar, y porque era bueno en lo suyo, logró cifras importantes.

Wagner llegó a 422, pero se retiró a los 38 años de edad porque, dijo, deseaba pasar más tiempo con su familia. Sus registros son brillantes. Su efectividad ajustada es 87 por ciento superior a la media, se despidió con 2.21 de promedio y ponchó a 11,9 rivales por cada nueve episodios.

El zurdo tiene números superiores a Hoffman, en cuanto a dominio, pero sólo sacó 10 por ciento de los votos esta vez, contra 67 por ciento de su colega.

Quizás si hubiera seguido hasta más allá de los 40 años (colgó los spikes cuando tenía 38), Wagner tendría un caso más sólido. Es significativo que en su torneo de despedida preservó 37 victorias y tuvo un brillante promedio de carreras limpias de 1.43, mejor incluso que Mariano en su adiós. Sin embargo, prefirió ir a casa y pasar un tiempo de calidad con su esposa e hijos, antes que asegurar su boleto a Cooperstown.

Smith tiene la peor efectividad de todos, con 3.03, y menos de un ponche por inning. Cosas así han influido decisivamente en su candidatura. Sus registros, pese a reunir 478 salvamentos, están por debajo de los numeritos de Rivera, Hoffman, Franco, Wagner y hasta el Kid. Él es el caso más claro de que no basta con salvar mucho para entrar al Salón de la Fama, aunque sí llegó a tener gran fama en su momento más alto.

Este recorrido deja algo claro: pareciera que los relevistas de la época actual, esos que sólo lanzan un inning por juego, necesitan abrumar a los votantes con aludes de ponches, efectividades microscópicas o seis centenares de salvados, para así recibir el reconocimiento que el nuevo análisis le escatima hoy a los rescates.

En medio de este panorama, ¿dónde queda el Kid? Sus totales de ponches por inning, sus boletos, los jonrones permitidos, todo eso le pone en contención con los cinco que llegaron antes que él a los 400. Pero eso no basta, si vemos lo que ha pasado con sus principales colegas. Necesita más.

Al menos él, a sus 34 años de edad, tiene algo que los demás no tienen, para tener así la necesaria oportunidad de seguir mejorando su candidatura: tiempo.

Y al final, el tiempo dirá.

Publicado en El Nacional, el viernes 27 de mayo de 2016.

Julio César Urías llega a los Dodgers con un talento formidable

Después de varias semanas de especulaciones en torno a cuándo los Dodgers subirían a su mejor prospecto zurdo del pitcheo, Los Angeles se presta a poner a prueba al mexicano Julio César Urías. El joven fue programado para abrir contra los Mets el viernes en lugar deAlex Wood, quien sufre de tendinitis en el tríceps izquierdo.
Urías, el ligamayorista más joven ahora mismo, es el primer pitcher de los Dodgers que lanza por el equipo desde que lo hizo el también mexicano Fernando Valenzuela en 1980. Y Urías es el primer adolescente en abrir un juego por los azules desde Dick Calmus en 1963.
Pese a su juventud, Urías ya no tiene nada que demostrar a nivel de liga menor. Adquirido como parte de un paquete de US$1.8 millón desde Diablos Rojos del México en el 2012, el zurdo empezó a dominar a los bateadores de Clase-A a los 16 años de edad. Este año, Urías encabeza la Liga de la Costa del Pacífico (Triple-A) en efectividad (1.10), WHIP (0.78) y promedio en contra (.176). En 41.0 innings, lleva una proporción de ponches/bases por bolas de 44/8. No permite carrera alguna en sus últimas 27.0 entradas.
Urías tiene el material para acompañar esos números brillantes. Sabe localizar en ambos lados del plato su buena recta, que mayormente se encuentra entre 90 y 93 tres millas por hora y ha alcanzado un tope de 97 MPH. Su cambio de velocidad es uno de los mejores en liga menor y su curva, con buena profundidad, le brinda tercer pitcheo por encima del promedio.
El control y el comando de Urías continúan mejorando. El zurdo lleva un promedio de 1.8 base por bolas por cada nueve innings este año, la mejor proporción de su carrera. Lo único que el lanzador no ha demostrado es su durabilidad, porque los Dodgers-debido a su juventud y talento-lo han cuidado tanto. Urías nunca ha lanzado más de 87.2 entradas en una temporada profesional, aunque el único tiempo que ha perdido fue el año pasado cuando se operó para extraerle un tumor benigno del ojo izquierdo.
Aunque las lesiones han devastado la rotación de los Dodgers, es difícil que Urías permanezca en el cuerpo de abridores del equipo durante todo el 2016, sin importar lo bien que lance ahora. Lo más probable es que Los Angeles limite sus entradas a una cantidad entre 100 y 120 este año, lo cual significa que dejaría de abrir en agosto.
Sin embargo, el manager Dave Roberts ha mencionado a Urías como posible opción para el bullpen de los Dodgers. Los Angeles cuenta ahora mismo con tres zurdos en su grupo de relevistas, pero solamente Adam Liberatore está lanzando bien. Urías abre ahora en lugar de Wood, pero podría trasladarse al bullpen para mantener un buen límite de entradas.
Sin importar la manera en que los Dodgers usen a Urías este año, el joven tiene las herramientas para triunfar como novato adolescente y convertirse en una estrella en el futuro. El último zurdo que subió con tantas expectativas fue Matt Moore de los Rays-y él a los 19 años lanzaba a nivel de Liga de Novatos.

Encarnación guió a Azulejos a ganar la serie en Bronx




NUEVA YORK -- J.A. Happ dominó al lanzar siete innings, Edwin Encarnación y Devon Travis remolcaron carreras con dos outs, y los Azulejos de Toronto vencieron el jueves 3-1 a los Yanquis de Nueva York, llevándose la serie de tres partidos.
CC Sabathia cargó con la derrota, pese a una buena actuación en la que permitió dos carreras sucias.
Alex Rodríguez se fue de 4-0 con dos ponches en su primer juego tras ser colocado en la lista de lesionados por un tirón en la corva derecha.
Happ (6-2) diseminó una carrera y tres hits, con cinco ponches y tres boletos. Ha permitido tres carreras limpias o menos en 19 de sus últimas 20 aperturas.
El mexicano Roberto Osuna lanzó un noveno perfecto para su décimo rescate.
Sabathia (3-3) retiró a los primeros siete bateadores hasta que el torpedero Didi Gregoriuscometió un error ante un rodado de Travis en el tercero.
Luego de irse de 11-1 en sus tres juegos previo, Starlin Castro conectó un jonrón solitario en el primero para la única anotación de los Yanquis.
Por los Azulejos, los dominicanos José Bautista de 4-2, una anotada; y Encarnación de 4-1, dos remolcadas.
Por los Yanquis, el puertorriqueño Carlos Beltrán de 4-0. El dominicano Castro de 4-1, una anotada y una remolcada.

El mexicanito de Culiacán, Julio Urías en Grandes Ligas




PARA VIERNES 27, MAYO 2016…
JUAN VENÉ EN LA PELOTA..
CORAL GABLES, Florida (VIP-WIRE).-
 ”Mi novia está tan buena, que hasta huele a nueva”… Yatuny Lagueles.-
-o-o-o-
** Habrá fiesta mañana sábado en el Salón de la Fama del Beisbol de Venezuela, en Valencia. Los entusiastas de las barajitas se reunirán para El Show de ese ambiete, a partir de las 12 del medio día. Y allá se encontrarán con grandes figuras de la historia del beisbol nacional, como Remigio Hermoso, Carlos (El Tapón) Hernández, Oscar (Manacho) Henríquez y Ubaldo Heredia, según me informa Kelly López G… ** Alex Rodríguez debe reaparecer esta noche de viernes como designado de los Yankees, en Tampa. Jugó dos días en Trenton, con los Thunder Doble A de los Yankees, para entrar en forma, después de estar recuperado de la lesión en el muslo derecho… Emocionante formar parte del Show del Fanático por Radio Deporte, como ayer, cuando me invitó Ramón Corro desde Caracas. Y también puso en el aire a Beto Villa desde Nueva York. Fueron 30 edificantes minutos para mí… ** Para cualquier slugger es horrible, haber sacado un solo jonrón en 52 turnos, haber sufrido 28 strikeouts y conectado apenas cinco hits. Es lo que le ha ocurrido a Giancarlo Stantos, desde que Barry Bonds es coach de bateo de los Marlins…
-o-o-o-o-
“La cita es ese período de tiempo durante el cual la dama puede puede decidirse por conseguir algo mejor”… Joey Adams.-
        -o-o-o-
** La asombrosa cadena de ceros consecutivos de Randy LeBlanc, terminó con 34. No obstante, el juego durate el cual le anotaron fue ganado por su equipo, los Cedar Rapits Kernels, 4-1 sobre los Burligton Bees… ** Otra seguidilla de ceros grande en las menores ha sido la del mexicanito zurdo de Culiacán y con 19 años de edad, Julio Urías, la cual llegó a 27. Y esta noche ya lanzará Urías en Grandes Ligas, en Citi Field y frente a Jacob deGrom. Ocupará el puesto en la rotación de otro zurdo, Alex Wood, quien sufre dolores en el brazo. Julio viene a ser el bigleaguer más joven, y para celebrar sus 20 años habrá de esperar hasta el 12 de agosto. Urías deja en Oklahoma, Triple A, record de 4-1, 1.10 y 44 strikeouts en 41 innings. Es necesario recalcar que ha estado en la Liga del Pacífico, considerada un Paraíso para los bateadores… ** La Academia de Beisbol de los Mets en Boca Chica, Dominicana, va mucho más allá del beisbol, porque gradúa de high school a sus pupilos. Y afortunadamente, otras cinco organizaciones han imitado a los newyorquinos. También gradúan de high school a sus peloteritos en Quisqueya, los Piratas, los Phillies, los Tigres, los Marineros y los Dimondbacks. Gran labor, porque como dijo el relevista de los Mets, Jeurys Familia…: “De cada cien que lo intentan, quizá solo dos o tres llegan a Grandes Ligas, los demás deben estar preparados para otras profesiones”…
-o-o-o-
“No es lo mismo la elección presidenecial que la erección presidencial”… Joseph McKadew.-
Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.
        jbeisbol5@aol.com

jueves, 26 de mayo de 2016

LOS CUBANOS Y “LA EDAD PERFECTA”

merito acosta swing


Por Andrés Pascual
Según los “entendidos”, desde que se constituyeron las Grandes Ligas a principios del siglo pasado, la curva de mejor rendimiento de un jugador de pelota en las Mayores se define entre 25-35 años.
Lo normal, lo asimilable para poder recibir lo ideal de un pelotero en la edad que señalé, es firmarlo entre 18-22, porque asegura el proceso de adaptación obligatorio a su desarrollo, incluido el aprendizaje de inglés.
Durante los años de “la era de la bola muerta” (1901-1919), en Cuba contrataban a los peloteros en edad inmejorable para ajustarse y poder rendir como exige la cartilla de las Grandes Ligas: Marsans (1911, a los 23); Almeida (1911, a los 23); el “bautense” Merito Acosta, foto, debutó con Washington a los 17 años en 1913; Luque (23 años), Mike González (23 años), el “guanajayense” Manuel Cueto (22 en 1914), otros que no cité ascendieron a las Mayores CON MENOS DE 24 AÑOS cumplidos.
Sin embargo, la mayoría que alcanzaron una vez al bate o un inning de juego por lo menos (como pitcher, infielder o outfielder), durante el período 1941-45, no fueron promovidos a la categoría bigleaguer por sus condiciones ni porque tuvieran clase promisoria como reclutas, sino producto del cupo o relleno de la plantilla por la cantidad de peloteros americanos en el Servicio Militar durante la guerra. Por esa razón no son ex big-leaguers, porque, para considerar así a un ex pelotero, debió jugar 5 años completos en las Mayores, que es el tiempo por el que puede acogerse al retiro acorde con lo que cotizó, independientemente del salario que devengó.
Son conocidos los gestos humanitarios de la Oficina de los Dodgers y de Cal Griffith personalmente, que incluyeron en las plantillas de Los Angeles y del Minnesotta a Edmundo Amorós y a Julio Bécquer durante un mes, para que completaran 5 años y pudieran recibir el retiro a partir de los 45.
Isidoro León, que nació en 1911, que fue estrella del pitcheo de la Liga Nacional de Beisbol Amateur adscrita a la Unión Atlética desde la trinchera del Círculo Militar y de varios equipos Cuba, debutó con los Phillies a los 34 años, el 16 de Junio de 1945 y terminó su breve estancia en Grandes Ligas tres meses después, el 16 de Septiembre. Isidoro jugó en ambos circuitos, las Mayores y las Ligas Negras.
Durante el muy poco tiempo que actuó para el Filadelfia, Isidoro León acumuló 5,45 de promedio de limpias por juego, relativamente malo, porque, si se analiza la labor del staff de los Cuáqueros de la Nacional aquel año, sobre todo la del abridor estrella Dick Bartell, que pudo ganar 8 juegos solamente y promedió 5,38 en carreras limpias, se resume que fue ni más ni menos que otro de un desatre colectivo; tan poco brilló aquella rotación de pitcheo que, el ex slugger Jimie Foxx, de 37 años en 1945, relevó en 9 juegos por los Phillies y su promedio de limpias fue de 1,59.
Caso aparte Conrado Marrero, que fue ascendido a los 39 años, en 1950, porque lo valoraron como pitcher de clase para el staff de abridores de los Senadores, además, parte de la jugada sucia de Clark Griffith para debilitar a los Havana Cubans, por las protestas de 6 clubes de la Liga de la Florida menos los Fumadores de Tampa.
Hay “juveniles” cubanos de la actualidad que no califican para agentes libres, porque están sujetos a condiciones como edad, tiempo de juego en las series naciones…para ser elegibles; esa medida les hace un daño tremendo, porque son peloteros que deben integrarse de inmediato al Beisbol Organizado, a ver si recuperan la capacidad intelectual de juego, inexistente en ligas que atrasan de solo verlas como fanático.
Los jugadores cubanos desde 28 años años, por buenos que sean, tendrán la edad y el tiempo de labor en contra para rendir óptimamente como superestrellas si alguno alcanzara la categoría, perdiendo capacidad de influencia por tiempo de juego a una futura selección a Cooperstown incluso.


Jeurys Familia fijó récord en Mets con 32 rescates en fila

WASHINGTON -- Tomando en cuenta lo rápido que el dominicano Jeurys Familia tuvo que acoplarse al rol de cerrador de los Mets, es fácil olvidarse de que el derecho apenas ha cumplido dicho papel por poco más de 13 meses.
Incluso con aquella pequeña muestra, juzgar a Familia después de tres oportunidades de rescate falladas en la Serie Mundial del 2015 -- que principalmente ocurrieron al ser Familia defraudado por su defensa -- sería muy injusto.
Sin contar octubre pasado, Familia ha pasado el último año forjando un historial que lo puede colocar como uno de los mejores taponeros en la historia del conjunto de Queens. Al sellar la victoria del último juego de la serie de los neoyorquinos contra los Nacionales el miércoles, Familia fijó un récord con su 32do salvado consecutivo en temporada regular desde el año pasado, superando a los 31 en fila que Billy Wagner consiguió del 2006 al 2007.
Esta campaña Familia lleva 16 salvados en igual número de oportunidades y necesita 10 más para romper el récord de la franquicia de 25 rescates al hilo que fijó el dominicano Armando Benítez en el arranque del 2001.
Familia ya tiene 65 salvamentos en su carrera que lo colocan de noveno en la historia de los Mets. Aunque nadie se acercará pronto a la marca de 276 de John Franco en la franquicia, Familia tendría la oportunidad establecerse en el quinto puesto en la lista histórica del equipo al final de la campaña.
"Desde el año pasado trato de ser más consistente", dijo Familia. "Trato de tener más efectividad. Cada vez que entro al juego, trato de atacar a los bateadores".

A sus 39 años, Carlos Beltrán sigue como bateador de lujo

NUEVA YORK -- El boricua Carlos Beltrán ha dejado su huella en cada equipo que ha integrado durante su carrera de 18 años en Grandes Ligas y ahora, al superar los 400 jonrones de por vida, ha dejado en claro que su producción no se ha visto afectada con el pasar del tiempo.
Por eso muchos ya han comenzado a destacar al toletero de los Yankees como un futuro Salón de la Fama, algo que el puertorriqueño señala como un gran elogio. Sin embargo, el veterano reconoce que todavía le queda mucho por conseguir en su carrera.
"Es un honor que me consideren como un Salón de la Fama", expresó Beltrán durante una rueda de prensa con los medios de habla hispana en el Yankee Stadium. "El que se me considere significa mucho para mí; en estos momentos honestamente no lo pienso porque tengo un compromiso con esta organización y es de cumplir con mi contrato, cumplir con hacer mi trabajo, cumplir con la meta más importante como jugador que es ganar una Serie Mundial".
Los Bombarderos han comenzado un repunte al conseguir foja de 6-1 en sus últimos siete encuentros y una de las claves ha sido el excelente desempeño de Beltrán, quien ha bateado .379 con porcentaje de embasarse de .400, .759 de slugging, dos jonrones y 10 impulsadas en aquel trecho.
Desde finales de la campaña pasada, el piloto Joe Girardi se ha enfocado en encontrar maneras de que Beltrán pueda seguir contribuyendo sin los desgates de patrullar la pradera derecha todos los días. El capataz ha podido hacer dicho ajuste pese a la ausencia del bateador designado Alex Rodríguez.
"Pienso que nuestra flexibilidad [en el roster] no ha cambiado", manifestó Girardi. "Pongo a Carlos en el jardín derecho y si quiero que sea el bateador designado tengo a [Aaron] Hicks, así que no creo que hayan cambiado las cosas".
Por su parte, Beltrán también explicó cuál ha sido su mentalidad para mantener su alto nivel año tras año.
"En este deporte hay que mantenerse positivo. Hay que mantenerse enfocado", manifestó. "Como pelotero debes entender que habrá lesiones, que habrá meses en los que vas a batear .190 o .200 y tienes que entender que eso es parte del proceso".
Beltrán reconoce que pese a todos sus logros, lo más importante sigue siendo el poder conquistar un anillo de Serie Mundial-logro que aún no alcanza a lo largo de su trayectoria en las Mayores-- y por la manera en que habla de su recorrido en la Gran Carpa, parece que todavía no está listo para ponerle fin a su carrera.